Como Crear Empresa

Descubre las Seis lecciones empresariales de Pékerman

Julio - 18 - 2014

El mundial de Brasil y la extraordinaria participación de la Selección Colombia son un espejo que sirve de aprendizaje para que los líderes empresariales mejoren los procesos de gestión y talento humano en las organizaciones. Es la opinión de Álvaro Bonilla Profesor Universidad de La Sabana y coach empresarial.

Es así como Álvaro Bonilla expone algunas prácticas que empresarios y empleados pueden considerar para optimizar el trabajo en equipo y la consecución de resultados en las compañías. Haciendo un paralelo con la gestión realizada por el entrenador Pékerman que bien pueden funcionar en las empresas.

Estas son las prácticas que transcribo textualmente de su artículo publicado en Dinero.com como columnista de este importante medio:

“1. Lo emocional como fundamento de la conexión con los empleados: Aunque algunos gerentes mantienen una distancia emocional como forma de dejar en claro quién manda, José Pékerman como líder enseña que la preocupación por el estado personal de los jugadores es fundamental para lograr rendimiento extraordinario.

En esta conexión emocional son frecuentes los abrazos y una comunicación que trasciende lo utilitario. La comunicación es abierta, franca, cercana y basada en la confianza y esto le permite al líder conocer cómo está su empleado, no simplemente cuánto está produciendo.

Los líderes temen mostrarse vulnerables, por pensar que ello les hace verse débiles, pero lo que hizo el DT de la selección nos conectó, verlo conmovido con el himno nacional, o con los goles frente a Japón o Uruguay mostró a un Pékerman humano, pero no por ello menos experto ni menos líder.

2. Involucrar a los colaboradores experimentados: El gesto de reconocer el trabajo de Faryd Mondragón e introducir a jugadores con experiencia como Mario Yepes, decisión cuestionada en su momento, le sirvió a Pékerman para inspirar a la plantilla de jugadores, y utilizar la figura del “jugador mentor” dentro de un plantel joven y sin experiencia en una copa del mundo.

3. Rescatar a los que están fuera de rendimiento y proporcionarles espacio para trabajar: La visita en Mónaco a un James desmotivado por no tener regularidad en su equipo sirvió para conectar al jugador, para involucrarlo en el proyecto y para trabajar en la política a favor del jugador, del equipo y de la estrategia, persuadir a su equipo para concederle espacio en la plantilla titular a James.

Ejercicio similar al que ha hecho la Confederación Brasileña de Futbol con Julio César, al negociar con un equipo la titularidad del arquero. La política funciona en las organizaciones, pero cuando ésta se realiza para potenciar a los individuos, para generarles espacios de desarrollo y de ejercicio de sus labores, evidentemente no funciona para privilegiar intereses egoístas.

4. Motivación, motivación y más motivación: La diferencia que supone un gran entrenador es que además de ser un estratega y un técnico es también un motivador: Trabaja la mente y las emociones de sus jugadores y las enfoca. Logra sacarlas de aquellos estados negativos, pesimistas, agresivos o desconcentrados y los “mete en el partido” recordándoles qué es lo importante.

Vale recordar el empate en Barranquilla a la selección chilena luego de terminar el primer tiempo con tres goles en contra. Falcao comentaba que lo que hizo que el equipo creyera que era posible el empate no fue un regaño, no fue tratarlos mal, sino fue invitarlos a despedirse a lo grande de la sede local.

El gerente acostumbrado al garrote y a presuponer que los empleados son mediocres podría aprender el poder de la motivación, lo cual implica un esfuerzo del líder y adquirir la habilidad de persuadir y comunicar asertiva y eficazmente. Por eso es relevante recordar como James citaba al finalizar la participación colombiana que lo que había sucedido “ya lo habíamos visualizado”, es decir, para el jugador ya era natural pensar en grande.

5. Lidiar con los egos: Una de las cosas maravillosas del proceso de Pékerman ha sido la de mostrarnos un verdadero equipo, hay individuos que brillan, como en su momento Falcao y en el mundial James, pero al escuchar las declaraciones de los jugadores cada uno sabe que su posición es trascendental; Zuñiga hablaba de su responsabilidad en mantener el cero; Ospina hablaba de su papel bajo los tres palos; y James reconocía ante las preguntas que buscaban engrandecerlo que había cumplido su papel pero que él pertenecía a un grupo de trabajo que también había funcionado correctamente.

El líder es aquel que reconoce que hay individualidades que sobresalen, genialidades, pero las pone en perspectiva de su compromiso con el equipo, la misión del genio es “servir”, “contribuir”, tal como cada uno de los individuos que no tienen una gestión tan visible.

Gestionar el ego de los talentos es fundamental para mantener el clima del equipo, sino preguntarles a los jugadores que nos representaron en los mundiales del 94 y el 98.

6. Mantener a los empleados enfocados: Al no permitir que los medios de comunicación y la política distraiga al jugador fue clave para mantenerlos concentrados en los objetivos, con los pies en la tierra (frente a críticas o triunfalismos).

El líder debe saber capturar los mensajes de la organización y del entorno, ponerlos sobre la mesa y mostrar al empleado cuáles son los objetivos individuales y grupales, debe percibir cuándo el entorno lo está afectando (porque le envían mensajes de crítica o de exceso de alabanza) y debe reconectarlo con lo fundamental, esto lo hace trabajando la mente del empleado.

Pékerman nos enseña la importancia de conocer por qué nos comportamos de la forma en que lo hacemos y el impacto que tiene la emoción, la motivación y la mente en los resultados que obtenemos.

Los líderes siempre hemos visto en los deportes una metáfora muy cercana a la vida empresarial, también es posible ver detrás de las historias de triunfo y logro enseñanzas valiosas para aquellos que enfrentan desafíos retadores, que involucran personas y equipos que deben estar alineados para ser agresivos en sus logros.”

Ricardo Torres G.
Comprometido con tu éxito

Deja tu comentario



Suscríbete!

Hazte Fan en Facebook