Como Crear Empresa

Los líderes deben conocer el fracaso para llegar al éxito

Abril - 4 - 2015

Parece increíble que los líderes deban conocer el fracaso para superarse o llegar al éxito. Y sí te pregunto ¿cuántas veces has tenido que fracasar antes de llegar al éxito? Seguramente pensarás mucho para dar una respuesta, el orgullo no nos deja reconocer nuestros fracasos. Hasta nos da pena hablar de ellos.

Todos hemos tenido fracasos, lo que pasa es que nos las damos de infalibles y por eso no los reconocemos, pensamos que lo único de mostrar son los logros obtenidos desconociendo que los fracasos nos ayudan a encontrar las formas correctas de cómo hacer las cosas. De paso enseñarle a otros para que no caigan en los mismos errores.

Veamos nada más la historia de Thomas Alva Edison, cuando inventó la bombilla, no le salió a la primera, sino que realizó más de mil intentos, hasta el punto de que un discípulo suyo le preguntó que porqué persistía en construir una bombilla, si tras más de 1000 intentos no había conseguido más que fracasos, Edison, respondió: no son fracasos, he conseguido saber 1000 formas de cómo no se debe hacer una bombilla.

Es mejor hablar de éxito y creerle a los que hablan de éxito, eso lo podemos percibir en diferentes escenarios con conferencistas, profesores, mentores, líderes etc. pero no olvidemos que las enseñanzas verdaderas vienen de las personas que además de su formación, cuentan con experiencia en el campo que están orientando, lo contrario se trata de teóricos que nunca han experimentado un fracaso y poder enseñar de él.

“Cuando se habla de éxito se piensa en una sola definición: alcanzar satisfactoriamente cualquier objetivo, sea personal o profesional. Pero ¿realmente de manera satisfactoria? Para John Mattone, CEO de John Mattone-Global, consultora global en liderazgo, el fracaso es el mal necesario de los líderes, y es necesario entenderlo.

Quiere decir entonces que ¿para alcanzar el éxito es necesario el fracaso?

“Para el coautor del estudio “The Trends in Executive Development and Talent Management”, no existen fórmulas predispuestas para poder alcanzar el éxito, más bien, el resultado final se compone de momentos precisos al azar que propician la situación adecuada, sea positiva o no, ante un proceso y acciones determinadas.

Independientemente de lo complicado que parezca, el líder tiene la obligación de estar preparado para enfrentar cualquier situación, sea positiva o negativa. Frente a esto, Mattone asegura que existe una debilidad común entre los líderes de los grandes y medianos corporativos:

Desequilibrio entre las emociones y las habilidades secundarias

El líder se compone de dos partes fundamentales: las habilidades centrales y las habilidades secundarias. Las centrales son aquellas que envuelven a la inteligencia emocional (autorregulación, autoconfianza, autocontrol, conciencia, adaptabilidad, etc.) y las secundarias engloban aquellas habilidades técnicas que el profesionista necesita para desempeñar, de manera adecuada, su trabajo (liderazgo, trabajo en equipo, conocimientos específicos, etc.).

“Los líderes no son lo mejor que pueden ser, existe un desequilibrio entre la parte emocional del individuo y las exigencias de la organización. La mayoría de las empresas buscan tener talento preparado, pero esta preparación sólo engloba las necesidades técnicas. Las principales debilidades del líder son de carácter emocional”, comenta Mattone en entrevista con AltoNivel.com.mx 

El investigador líder y autor reconocido de las Fortune 500, afirma que otra debilidad de los líderes es el miedo a sentirse expuestos, “ellos piensan que no son tan fuertes como lo creen, carecen de confianza”. Pero este problema conlleva a soluciones prácticas:

Evaluaciones constantes. También a los directivos se les evalúa y se tiene que hacer de manera periódica. Uno de los graves problemas en las organizaciones es la falta de evaluación hacia los directivos. Mattone recomienda realizar auditorías o encuestas, pues cuando los líderes se desempeñan de manera adecuada, esto les ayuda a reconocer su labor y esfuerzo.

Existen debilidades, sí; pero también existen fortalezas. ¿Sabías que el ser humano recuerda hasta en un 60% más lo sucesos malos que los buenos? En la vida profesional es lo mismo. La falta de confianza genera inseguridad en el líder, provocando centrar su atención en los fracasos rotundos o debilidades, sin embargo, es bueno echar un vistazo a aquellas cosas positivas que te han llevado hasta dónde estás, recuerda que tienes fortalezas muy importantes y hay que explotarlas.

Veamos ahora si la respuesta a la pregunta, ¿para alcanzar el éxito es necesario el fracaso?

El fracaso, mal necesario pero superable

Hoy, Mattone es dueño y director de una de las consultoras multimillonaria de liderazgo, asesora a grandes celebridades del mundo de los negocios y, hasta ahorita, tiene siete libros publicados; parecería la historia de un hombre que no sabe lo que es fallar, la realidad es que para ser exitoso, primero pasó por el fracaso.

“Mi carrera se ha construido gracias a que ha habido más fracasos que éxitos. He tenido numerosos errores a lo largo de mi vida, no sólo he perdido negocios, también en mi vida profesional. Hace algunos años, antes de volver a lanzar mi negocio, me despidieron tres días antes de Navidad, fue uno de los momentos más horribles de mi vida cuando tuve que decirle a mi esposa y preguntarnos ‘hacia dónde vamos ahora’”.

Como Mattone, cientos de historias se han construido sobre cimientos deshechos, fungiendo el fracaso como propulsor y trampolín para el éxito. Pero, ¿cómo superarlo? Para el entrevistado hay tres factores fundamentales a los que debes dirigir tu atención, cuando la situación no sale como esperabas:

  1. Introspección 

¿Qué es lo que hago? ¿Cómo lo hago? y ¿Qué es lo que puedo traer al mundo? “Todos tenemos un potencial sorprendente, el fracaso se vence sabiendo qué existen en nosotros y cómo manejarlo para exponenciar sus resultados. Debe existir un autoconocimiento para saber qué puedo traer de valor al mundo”, y una vez que lo encuentres, aferrarte a ello, creer que puedes hacerlo y lograrlo.

  1. Cómo puedo ayudar a los demás

Sí, puedes ser un genio de los negocios, pero si lo que haces no ayuda a cubrir las necesidades de los demás, seguramente tu producto o idea fracasen. El experto asegura que el éxito empresarial depende de cómo se cubren las necesidades del público. Identifica tu idea y ve de qué manera puede servir al mundo.

  1. Cuida tus relaciones interpersonales

Desde tu empresa hasta tus amistades. Recuerda que el rodearse de personas exitosas y positivas te lleva a ser exitoso y positivo. Evita tener contacto de aquellas que no saben manejar su vida y que no tienen autocontrol ante las adversidades.”

Y tú, ¿cómo enfrentas los momentos de fracaso? ¿Cuáles son las lecciones de vida que te han ayudado a superarlo?

Fuente: Artículo “Los miedos de un líder, según el creador de Fortune 500” escrito por Tatiana Gutiérrez en ltonivel.com

Ricardo Torres G.
Comprometido con tu éxito

Deja tu comentario



Suscríbete!

Hazte Fan en Facebook